Este texto intenta desarrollar conceptos surgidos de observaciones sobre pacientes infantiles, acumulados durante más de tres décadas en nuestros consultorios. Hemos elegido enfocar situaciones que condicionan la vida de los chicos a partir del curso de un año calendario, asumiendo la interconexión y que existe entre el individuo y su ambiente, y las variables más notables dependientes de los cambios estacionales.

Incluimos observaciones y reflexiones acerca de otras escenas: familiares, áulicas, institucionales y sociales que impactan en la constitución de quienes están en plena etapa de crecimiento.

Los autores volvemos a unir nuestros discursos disciplinares (Psicopedagogía y pediatría) porque concebimos  al niño como un individuo singular y complejo, más allá de los tabiques artificiales que establecen las practicas profesionales.

También entendemos la construcción de la salud y el aprendizaje como un camino o un viaje en el que proponemos que nos acompañen. Elegimos desembarcar en la estación infancias y allí mirar y escuchar como ,os chicos transcurren ese tiempo vital.

Las cuatro estaciones en que subdividimos el viaje-libro son un pretexto para focalizar la reflexión interdisciplinaria en ese transcurrir temporal en el que los niños crecen, hacen, dicen,  aprenden y construyen los síntomas.

El viaje continua.  Esta vez y con ustedes hacemos una pausa en la estación infancias.

LIBRO ESCRITO EN COAUTORÍA CON EL SR. ERIQUE ORCHANSKI.